Jami LA PROMESA COMPETITIVA DE ECUADOR

Jami “Recuerdo mis primeras zapatillas, me las compraron mis padres con mucho esfuerzo por 100.000 sucres”. Su padre se ganaba la vida como albañil y su madre era vendedora de tortillas de maíz en el mercado.

Segundo Oswaldo Jami Jami, nace el 12 de mayo de 1986 (26 años) oriundo de la provincia del Cotopaxi, actualmente está preparando su tesis, para la ingeniería en finanzas y auditoria, a pesar de la dureza de sus entrenamientos supo compaginar, y sé preparó profesionalmente en una de las mejores universidades de Ecuador, la Politécnica del Ejército.

La trayectoria profesional de Segundo se alterna entre el deporte, la música y los estudios.

Su día a día se centra en los sietes días de la semana, con entrenamientos exhaustivos por la mañana y la tarde, pero aun así no descuida su familia y procura empezar el día dejando a su hijo en la escuela y después de su entrenamiento lo recoge.

MLI: ¿Su rutina se basa en?

Mi rutina de entrenamientos es de domingo a domingo,  tres días por semana hago entrenamientos forzados en Quito, con deportistas de alto rendimiento, y los sábados subimos a los lugares con más altitud de la capital y el resto de los días hacemos entrenamientos de tres horas en la mañana y por la tarde de una hora para relajar músculos 

MLI: ¿Quien es tu entrenador?

Es un gran deportista ecuatoriano, Franklin Tenorio.

MLI: ¿Cuál  es su alimentación?

Tengo una alimentación normal, los buenos productos que produce el país, hace posible que tengamos una  dieta saludable.

MLI: Como concilia la vida familiar con la rutina diaria del deporte?

Mis entrenamientos abarcan de domingo a domingo, es una presión, pero tenemos que mantenernos,  pero cada dos meses tenemos un día de descanso y es cuando aprovecho para salir al campo con mi familia y de visita a los diferentes santuarios de nuestro país.

¿Te gustaría que tus hijos sigan tus pasos?

El deporte en sí, es sano y maravilloso, pero ver a mi hijo en este mundo tan duro, no me gustaría, hay que ser muy disciplinado, constante y paciente, prefiero que se prepare profesionalmente, como yo. 

¿Le conocen con algún apodo?

Muchos me dicen que hago honor a mi nombre, porque en la mayoría de competiciones obtengo el segundo lugar,  pero eso me hace superarme cada día.

¿A los cuantos años empiezas en el deporte?

A los ocho años  corrí mi primer kilómetro con mis tíos, sin embargo a los once años entre al mundo musical, tocaba el saxo en una banda de pueblo, pero el trasnochar no era el mío,  entonces a los doce años lo dejo y empiezo mis entrenamientos con Walter Jami, pero el llevar tres años de preparación sin ningún triunfo me iba desmotivando, hasta que obtuve mi plata en Salinas con 16 años.

¿Que hay después del deporte?

Yo si puedo correr, correría hasta los 40,  y si por alguna lesión no pudiera seguir con las competiciones me dedicaría a ejercer mi profesión.

¿Con qué apoyos cuenta, tanto de instituciones públicas como privadas?

Llevo 4 años con una cooperativa de ahorros de Latacunga “CACPECO”. Ellos  me brindaron un presupuesto para mis gastos y la marca Adidas quien me ofrece el equipamiento.  

En cuanto a las instituciones del estado, es la primera vez que el Ministerio del deporte me propone en la lista de la selección de Ecuador, para participar en un evento de los Estados Unidos del 24 al 06 de mayo.

¿En quién te inspírate, para entrar en este mundo?

Mis referentes deportivos han sido; Rolando Vera, Silvio Guerra y los Jami.

¿Como ha sido la acogida en Madrid?

Es emocionante, por ver a mi familia primeramente. Y los compatriotas que me han apoyado.

Te vas contento con el resultado?

Muy contento, se ha visto los resultados, después de una gran preparación y estar dentro de los 10 mejores en Europa, es un orgullo.

Sentiste el apoyo de tus compatriotas?

Tanto el de mi familia, como él de los ecuatorianos, que se sentían orgulloso de que haya superado a españoles, también escuche lo del primer blanco en llegar a la meta, no soy blanco, soy mestizo, pero todos los que llegaron por delante de mi eran africanos. 

¿Tu sueño?

Tener un cupo para los juegos olímpicos del 2016. Que serán en Brasil.

¿Después de cada competición, con qué sensación te quedas?

Me quedo muy cansado, pero cuando no corremos bien, te quedas con coraje, de no haber hecho bien las cosas.

¿La experiencia que te llevas de esta última competición? 

Más coraje y más confianza. 

El ecuatoriano Oswaldo Jami, fue el octavo en llegar, por detrás de los africanos, en la última competición, número XVIII de la “Media Maratón Asics Villa de Madrid 2013”.

texto:Sandra Negron L / Fotos:  Salgado Alban.

Deja un comentario