LA FE Y DEVOCIÓN PRESENTES, CUANDO REPRESENTA A LA MAMA NEGRA

La Mama Negra, es una fiesta tradicional de la ciudad de Latacunga (Ecuador), se celebra en  agradecimiento a la virgen de la Merced, según la leyenda por haber detenido en 1742 la erupción del volcán Cotopaxi.

Texto: Pamela Barahona / Fotos: Salgado Alban-Mli.


En esta festividad se puede ver la mezcla de la cultura indígena, española y africana, mostrando mediante sus múltiples detalles la vida de diferentes pueblos. Esta mezcla,  es precisamente lo que hace de esta celebración algo bello, por lo tanto  fue nombrada, patrimonio cultural intangible del país. 

Esta fiesta se realiza dos veces al año. La primera los días 23 y 24 de septiembre, y es organizada por las vivanderas del mercado La Merced. La segunda se celebra   la primera semana de noviembre, debido al aniversario de su independencia.

Afortunadamente no solo se realiza en Ecuador,  desde hace cuatro años se viene celebrándose en Madrid, gracias a la decisión  que tomaron Fernando Canchignia acompañado de su esposa.

“Hace ocho años empezamos realizando la misa a la virgen de la Merced, pero luego  se nos ocurrió hacer la Mama Negra y hace cuatro años nos enfrascamos en ello”. Relata Fernando,  mientras se coloca todos los complementos del traje de la Mama Negra, esta tradición le viene de familia. Fueron sus abuelos, comerciantes del Mercado de La Merced, quienes según él le inculcaron el amor y la devoción hacia la virgen, y al festejo en su honor.

“Para mí, es un orgullo representar a la Mama Negra, me siento halagado, mi ilusión desde siempre fue sentir a este personaje. Mientras hago esto, agradezco a la madre santísima, pido bendiciones para todos,  no es solo vestirse y bailar,  se hace  de corazón y con fe, porque en eso consiste la auténtica Mama Negra”.

La vestimenta de este personaje es muy colorida, acompañada de muchas joyas, y con una careta que cubre la cara. También lleva una muñeca llamada Baltasara, que representa a la hija del personaje y un biberón de leche, complementos que tienen su significado y cometido.

“Baltasara es la hija de la Mama Negra, la misma que  demuestra su sensibilidad y  sentimiento. La leche es la picardía del personaje, sirve para asustar a los curiosos  que están con la boca abierta, para que estén atentos a la fiesta”.

Fernando comenta que,  a cambio de las bendiciones que la virgen le concede, él espera poder cumplir los siete años, que por tradición tiene que representar este personaje, y no solo siete, está dispuesto a hacerlo mientras pueda. Además afirma que la persona merecedora de representarla tiene  que ser alguien ejemplar, que haya hecho algo a favor de la cultura, del arte o del pueblo. 

Así mismo manifiesta que la Mama Negra no es el único personaje, sino que le acompañan el capitán, el abanderado,  el ashanguero, las camisonas, entre otros personajes. Estos, como no podía ser de otra manera, llevan sus trajes típicos y son elegidos por sus méritos.

Afirma que el personaje del ashanguero es conocido por ser supuestamente el marido de la Mama Negra y es el encargado de llevar la comida para los asistentes.

La preparación de esta fiesta no es nada fácil, sobre todo, porque hay muchas cosas que coordinar para que todo salga bien, y para esto, cuenta con la colaboración de mucha gente que aporta lo que está en sus posibilidades y permiten que lo que Fernando empezó un día, pueda seguir dándose, mostrando así la cultura de Ecuador en el continente europeo.

VER MÁS FOTOS….

Deja un comentario